Alvaro Urkiza

Literatura, viajes & arte

Las vírgenes suicidas

Las 5 bellas hijas de una familia acomodada de Detroit, de los 13 a los 17 años, se suicidan sin razón aparente durante la década de los 70. Hasta ahí lo evidente, los impactantes hechos que conocemos ya en el primer párrafo de esta perturbadora y extraordinaria novela.

Mitología suburbana

Jeffrey Eugenides nos lo cuenta a través de los chicos del prospero barrio en que todo sucede, un «nosotros» colectivo, en realidad la voz de una comunidad que contempla fascinada y desconcertada el misterio de las cinco etéreas hermanas Lisbon.

virgenes-suicidas

En esta perturbadora mitología suburbana el autor nos lleva con su ritmo sereno, lineal y a veces mágico a un estado de ensueño, casi a un inquietante trance. Se nos descubre la aparentemente prosaica vida de esas jóvenes adolescentes en una sociedad alienada, pagada de si misma, superficial e hipócrita. Las admiramos, como los demás, a distancia, sin acabar de conocerlas. Y como todos, nos vemos enfrentados al brutal tabú del suicidio adolescente.

vvirgenes-suicidas-urkiza

Las hermanas componen entre todas una sola mujer idealizada, objeto de veneración, curiosidad y deseo general. Son perfectas o lo parecen. En un vecindario que se desmorona, en una sociedad construida sobre las apariencias y el estatus, la belleza melancólica de estas vírgenes (y no tan vírgenes) sometidas a la autorizad represiva de una madre ultrareligiosa y un padre pusilánime, brilla fugaz como una luciérnaga nocturna.

¿Cuál es el porqué?

A través de los narradores nos preguntamos, como todo su entorno, ¿porqué?. Los chicos, hoy adultos obsesionados, han recopilado multitud de pistas y entrevistado a los allegados, sin resultado. Toda esa información servirá de poco para aclarar el enigma de sus muertes. Porque una de las claves de este extraordinario libro es el desconocimiento mutuo, no solo entre hombres y mujeres, sino entre todos los seres humanos. La hermética otredad.

virgenes-suicidas

«Sabíamos que las chicas eran nuestras gemelas, que todos existíamos con pieles idénticas, y que ellas sabían todo sobre nosotros aunque nosotros no podíamos entenderlas en absoluto. Supimos, finalmente, que las chicas eran en realidad mujeres disfrazadas, que entendían el amor e incluso la muerte, y que nuestro trabajo era simplemente crear el ruido que parecía fascinarlas”

Las Vírgenes Suicidas
virgenes-suicidas

No puedo más que recomendar la experiencia de sumergirse en esta breve novela extrañamente luminosa, evocadora e inquietante. Con una prosa brillante, espontanea e hipnótica, Eugenides mezcla sabiamente momentos duros, opresivos, con otros bellos y poéticos. Si te alcanza su energía, nunca olvidarás a Cecilia, Lux, Bonnie, Mary y Therese.

“Lo que persistió después de ellas no fue la vida, que siempre supera a la muerte, sino la lista más trivial de hechos mundanos: un reloj que hace tictac en la pared, una habitación a oscuras al mediodía o la barbaridad de un ser humano pensando solo en sí mismo”.

Las Vírgenes Suicidas

Si te ha gustado esta reseña, clicando aquí tienes esta otra del libro del mismo autor «Denuncia inmediata».

Si te ha gustado, compártelo:

Deja un comentario

error: Contenido protegido :)
Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos. Contiene enlaces a sitios web de terceros con políticas de privacidad ajenas que podrás aceptar o no cuando accedas a ellos. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Más información
Privacidad